En una ciudad, donde cada vez más piuranos son fanáticos de la comida rápida, nace Don Javier, una hamburguesería que promete satisfacer el exigente paladar de su público ofreciendo novedades en su carta.

En una entrevista con Walac Noticias, nos cuenta cómo empezó este negocio.

También puedes leer:

|Carmen Prieto Sullón: “La filigrana es una arte que no se debe perder”

|José Oliva: el artesano cataquense de las canastas de carrizo

Publicidad

A finales del 2018, hace tres meses, Javier Alberto Chamba Ruesta decidió empezar esta aventura junto a su esposa Cecilia Seminario. Sin estudios ni experiencia previa, iniciaron su propio negocio de comida rápida.

No pretendían ser un local de comida rápida como el resto, por ello tenían muy claro desde el inicio definirse con un sello propio, brindar opciones saludables de las clásicas hamburguesas.

Es así que Javier Chamba, sin haberlo previsto, comenzó un estudio de mercado y se dio cuenta que en el mundo del fast food, sobre todo en las hamburguesas había un hueco que cubrir: «¿Qué ofrecer a aquellas personas que no consumen carne?».

Diferenciación de su producto

Como anécdota, comenta que un día de compras en el mercado escucha a unos señores hablar sobre un local donde vendían hamburguesas de pescado, pero que ya no lo hacía más.

Eso le dio la idea para que aquel local que planeaba inaugurar tenga su sello propio al ofrecer productos distintos, como la hamburguesa de la que hablaban aquellas personas, por ello en su carta encontramos variedad, además de lo clásico, hamburguesas de pescado, pavo y vegana. 

Preparación de la hamburguesa

Importancia de los grupos minoritarios

Don Javier señala que, el pensar en grupos minoritarios, le permitió hacerse un lugar en un negocio tan competitivo como los fast food. De las novedades de su carta, la más pedida es la hamburguesa de pescado.

Otra innovación que resalta en su servicio es la variedad de salsas que ofrece. «Las ideas vienen de programas de televisión o de escuchar a los clientes», agrega Don Javier, eso sí, además de ello él realiza su propia búsqueda en internet para saber a detalle cómo preparar esas salsas. Los medios de comunicación juegan un papel importante a la hora de innovar en su carta. 

Emplatando la hamburguesa

Trabajo en equipo

En su negocio, hay otra figura protagonista. Su esposa, Cecilia Seminario, quien además de ser su cómplice en la idea de emprender este negocio es su compañera de trabajo. Ella es la encargada de preparar esas deliciosas salsas.

Si bien el negocio lo inició él, ambos conforman el equipo. «Mi esposa siempre ha cocinado delicioso, pero cuando yo empecé a experimentar en la cocina, mis hijos decían que cocinaba igual o hasta más rico, por eso decidimos emprender este negocio», señaló.

Fidelización de sus clientes:

En el poco tiempo que lleva en este negocio ha logrado formar una clientela fiel. Por lo que a aquellos consumidores asiduos y que compran una cantidad promedio de productos, les obsequien algún plato de su carta. «Uno debe mantener al cliente siempre contento», señala Don Javier.

 

No te pierdas en Twitter:

En Instagram:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here