Internos de varios penales de Ecuador fabricarán féretros para las víctimas mortales del COVID-19, con madera incautada en operaciones de todo el país.

Te puede interesar:

|Penales del país no recibirán más internos durante emergencia

|Disminuye lentamente número de muertes en Barcelona

«Como Gobierno Nacional estamos conscientes del estado emocional de la población, y trabajamos para dar algo de alivio a quienes han perdido algún familiar», dijo el ministro Juan DeHowitt, al anunciar este jueves su iniciativa.

Publicidad

Asimismo, explicó que hoy «tenemos la posibilidad de que la madera incautada sirva para quienes perdieron la batalla contra el COVID-19″. Por ello, más de 734 metros cúbicos de madera han sido donados a centros penitenciarios, donde ya elaboran los ataúdes.

Se trata de talleres que se encuentran en centros penitenciarios por todo Ecuador y que han sido alistados para ayudar a afrontar las consecuencias de la pandemia.

Ayuda desde la cárcel

Un preso, cuya identidad no ha sido facilitada y que aparece cubierto con una mascarilla en un vídeo al que ha tenido acceso Efe, explicó la labor que realizan en los centros penitenciarios.

«Estamos nosotros construyendo, como privados de libertad, y aportando en esta desgracia que atraviesa el país y el mundo entero, para las personas más necesitadas como es en el litoral, con unos féretros», afirmó el convicto.

No te pierdas esto en Instagram:

En Twitter:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here