El investigador principal del estudio Ensemble que se desarrolla en el Centro de Investigaciones de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, Jorge Gallardo, destacó la importancia de seguir haciendo ensayos clínicos para buscar nuevas alternativas de vacunas contra el covid-19, porque cada una tiene particularidades que podrían facilitar la implementación de un sistema de vacunación.

En diálogo con el programa Andina al Día, dijo que Johnson & Johnson inició las inscripciones de voluntarios en el Perú para realizar estos estudios el 13 de noviembre y espera captar a 3,500 participantes en los ensayos clínicos.

Candidata Johnson & Johson

En el caso de la vacuna candidata de Johnson & Johnson, dijo que se trata de una vacuna que se aplica en una sola dosis. Cuyos requerimientos para su almacenaje, conservación y distribución, no son tan estrictos. Por lo que pueden mantenerse con una refrigeración de -20 grados.

El ensayo que busca probar la vacuna, espera enrolar a 60,000 candidatos, y en el Perú, se ha proyectado la participación de 3,500 personas.

Este se realizará en diez centros, de los cuales cinco pertenecen a la Red de Prevención de covid-19, que es una red mundial de investigación. Además tienen como objetivo implementar ensayos de Fase III, buscando vacunas candidatas de diferentes patrocinadores.

Seguridad de los participantes

En relación con la seguridad de las personas que participarán en los ensayos clínicos y que pertenecen a grupos de riesgo. Gallardo sostuvo que el patrocinador decidió implementar el estudio en nuestro país, entre ocho países.

Esto Para tener una representatividad de este grupo poblacional y poder encontrar una vacuna eficaz y segura. Dijo que la decisión se tomó a partir del conocimiento de las características de nuestra población. Del comportamiento de la enfermedad en nuestro país; y de quiénes son las personas que se encuentran más en riesgo de hacer complicaciones por el covid-19.

Refirió también que el estudio presenta un sistema multimodal de seguimiento donde las personas, además de hacer siete visitas al centro de investigación en un lapso de dos años para ser evaluadas, serán monitoreadas de manera semanal por un aplicativo que se puede instalar en el celular, o mediante un link, en una PC, o una laptop, donde el participante responderá un cuestionario semanal.

«Los investigadores estaremos atentos a cualquier señal de enfermedad por covid-19 que puedan presentar los participantes, e inclusive, se ha considerado la modalidad de visita domiciliaria, en caso de que las personas se encuentren con sospecha de covid-19, el personal del centro se acercará para hacer procedimientos del estudio y para orientarlo en torno a las medidas que debe tomar para manejar la enfermedad», señaló Gallardo.

Gallardo insiste, sin embargo que los estudios de cualquiera de las industrias farmacéuticas, están planificados para desarrollarse en el lapso de uno o dos años, a fin de evaluar la eficacia y seguridad de las inmunizaciones.

Ensayos clínicos 

Gallardo reiteró la importancia de contar con alternativas de vacunas y poder participar en los ensayos clínicos. En ese sentido invitó a la población a sumarse a este esfuerzo global por encontrar vacunas seguras y eficaces.

Reiteró que en el caso de los adultos mayores de 60 años, sanos o con alguna comorbilidad controlada, serán evaluados por un equipo de médicos, desde el mismo momento de su inscripción, para hacer una evaluación de su estado de salud.

Síguenos en Youtube:

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here