Debemos hacer que prevalezca el uso de la madera en las construcciones y no como ahora, que se prioriza el ladrillo y el cemento en lugar de un material renovable, ecológico, amigable con el medio ambiente y además antisísmico”, manifestó Erik Fischer, presidente del Comité de Madera e Industria de la Madera de la ADEX.

Luego de las consecuencias que dejó el Niño Costero y pensando en la reconstrucción del norte del país, se presenta una gran oportunidad para utilizar la madera como insumo en la construcción de viviendas para los damnificados.

Además de beneficiar a los damnificados, brindándoles viviendas antisísmicas, también se beneficiaría a la economía de la Amazonía peruana pues son los que podrían sumistrar su recurso más importante, la madera. 

La madera es el material predominante en la construcción de viviendas, por lo que el gobierno debería empezar a darle valor a este insumo, mencionó Fischer.

Mencionó que es importante impulsar una política que priorice este recurso en el sector construcción así como en los países con economías más avanzadas, como EE.UU., Alemania, Bélgica, Suiza, entre otros.

Añadió que al tratarse de un material más económico, la madera es ideal para satisfacer la demanda de viviendas en la zona norte, pero también para dinamizar la economía del sector forestal, que es uno de los más golpeados actualmente.

Luis Yamada Tanaka, ex presidente del Comité de Construcción Sostenible de Capeco, indicó que no se trata solo de reconstruir, sino de empezar a construir de forma adecuada, usando un insumo más barato y cuya transformación en material para edificación es más rápida.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here