La Superintendencia Nacional de Servicios de Saneamiento (Sunass) y la Defensoría del Pueblo verificaron que el centro poblado de Río Seco, del distrito de Castilla, cuenta con conexiones clandestinas.

Estas instalaciones afectan el abastecimiento de agua de la población ubicada en las zonas más alejadas de la red principal. Ante esta situación, cientos de familias deben buscar otras fuentes de provisión, como el río Piura.

“Se enviarán informes al Gobierno regional, Municipalidad Provincial de Piura, Municipalidad Distrital de Castilla y al Centro de Atención al Ciudadano del Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento con recomendaciones para que se corrijan las deficiencias en los servicios que recibe la población”, indicó Irina Palomino, jefa de la oficina desconcentrada de la Sunass en Piura.

“El consumo de agua no potable afecta directamente a la salud de la población, en especial a los niños”, agregó Palomino. Asimismo, indicó que la población es abastecida por la JASS Chapaira mediante piletas públicas en un horario de dos horas, de manera interdiaria.

Por su parte, la Defensoría del Pueblo advirtió que urge garantizar abastecimiento de agua potable en el centro poblado. Pues, a la población se abastece mediante un pozo ubicado en el caserío Chapairá. Este suministra a otros cuatro centros poblados.

Sin embargo, este abastecimiento no es suficiente. Asimismo, de acuerdo a lo indicado por la Sunass, el agua que consume el centro poblado no cumple con el parámetro de cloro.

La Defensoría del Pueblo advirtió que urge garantizar abastecimiento de agua potable en el centro poblado.

Medidas

En ese contexto, se tomó conocimiento que existe un proyecto de perforación de un pozo para su captación, cuyo expediente técnico estuvo a cargo de la Municipalidad Distrital de Castilla, pero se advirtió que todavía está pendiente de ejecución por el Gobierno Regional de Piura.

Ante esta situación, el jefe de la oficina de la Defensoría del Pueblo en Piura, César Orrego, señaló que es urgente garantizar el abastecimiento de agua potable a la población mediante camiones cisternas; en tanto, la comuna distrital y el Gobierno regional —en el marco de sus competencias— llevan a cabo las acciones necesarias para culminar el proyecto que permitirá habilitar otra fuente de captación.

Asimismo, Orrego indicó que es necesario asegurar el adecuado tratamiento del agua antes de su abastecimiento a las personas.

La institución indicó que continuará con el seguimiento de este caso. Exhortó, además, a las autoridades a realizar un trabajo articulado en el más breve plazo. Y así, se pueda garantizar el derecho de acceso al agua potable en el caserío Río Seco; más aún en las actuales circunstancias del contexto de pandemia.

Síguenos en YouTube:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here