Se logró entregar dos mil floreros reciclables. Foto: Diresa.
Publicidad

Personal de la Red de Salud Morropón Chulucanas entregó floreros con arena húmeda y colocó agua abatizada en los cementerios de Chulucanas y anexos para evitar que el zancudo que transmite el dengue se reproduzca en el agua limpia de los floreros que colocan los familiares en las tumbas de sus difuntos.

El director de la Red de Salud Morropón Chulucanas, Dr. Aníbal Calle Chumacero, indicó que se logró recolectar dos mil floreros reciclables que fueron llenados con arena húmeda y son entregados gratuitamente a las familias que visitan el cementerio durante estas velaciones. Asimismo, en puntos estratégicos se colocó agua abatizada.

Informó, que con el apoyo de la Municipalidad Provincial de Morropón se entregaron 200 escobillas para promover el lavado de recipientes en casa y, volantes para informar a la población sobre los síntomas de estas peligrosas enfermedades.