El Señor de los Milagros: Historia de profunda fe y tradición

0
159

La festividad del Señor de los Milagros es sin lugar a duda una de las celebraciones religiosas más populares y concurridas en el Perú.

Sin embargo, este año, debido a la pandemia, todas las actividades presenciales de esta actividad, lamentablemente, se han visto canceladas. Pero aquí te dejamos la historia del «Cristo Moreno», que, año tras año, congrega a millones de fieles, tanto en el Perú, como en el mundo.

Según la historia, un negro angoleño de nombre Benito de Angola pintó la imagen, según historiadores bajo «divina inspiración», en Pachacamilla.

El fuerte sismo de 1655, hizo que se derrumbaran cientos de casas, mansiones, además de cobrar miles de víctimas y damnificados. Sin embargo, el débil muro de adobe donde yacía la imagen permaneció intacto.

Luego del suceso, se  le atribuyeron diversos milagros a la imagen. La iglesia en un principio reprobó la adoración. No obstante, el virrey de ese entonces, Don Pedro Antonio Fernández de Castro, decidió autorizar su culto que permanece hasta el día de hoy.

Publicidad

Procesión

Con los años, además de sobrevivir a dos terremotos y un maremoto (el primero en 1687 y el segundo en 1746), la procesión nunca dejó salir de su lugar de descanso habitual, El Templo de las Nazarenas, para recorrer algunos distritos de Lima. A excepción de este año, debido a la pandemia.

Las andas, que son la estructura que permite su traslado, son cargadas en hombros, pese a su gran dimensión, pues miden en total 4,40 m de alto, 1,64 de lado.

Además, pesaban en su inicio cerca de 1700kg, de los cuales 450 kg son de plata pura, y con los accesorios pesa cerca de 1850 kg.

Asimismo, los travesaños miden de 3,46 m de longitud y están recubiertos en la parte superior por planchas de plata y en la inferior ligeramente acolchada. Las terminales de las patas son de bronce.

Vestimenta morada

Por otra parte, una de las particularidades durante el mes de culto, es el uso de un hábito morado y una soga blanca a la cintura las damas y corbata morada, al cuello los caballeros.

Historiadores señalan que, una mujer llamada, Madre Antonia Lucía del Espíritu Santo, fundó un beaterio de nazarenas, cuyo hábito era de color morado. El mismo que es utilizado hasta la fecha.

Cuenta además con la Hermandad del Señor de los Milagros de las Nazarenas, identidad religiosa con 5 mil miembros. Estos están divididos entre veinte cuadrillas y  tres grupos, encargados de difundir la fiesta y procesión, pues son 57 las hermandades alrededor del mundo.

La festividad, además de ser una tradición originalmente del Perú, es considerada como la manifestación religiosa católica periódica más numerosa del mundo y es que, cuenta con miles de seguidores. Esto, a tal punto que su procesión se lleva a cabo en países como Alemania, Brasil, Canadá, Chile, Estados Unidos, Italia, Suiza entre otros.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here