Publicidad

El Poder Judicial dictó una condena de 4 años de pena privativa de la libertad suspendida para un policía, que solicitó dádiva a familiar de mujer, que contaba con orden de captura a nivel nacional, para trasladarla a la ciudad de Rioja.

Se trata del efectivo policial Jainer Arturo Rosales Vilela, quien recibió 4 años de pena privativa de la libertad suspendida por el delito de cohecho pasivo impropio. Además, se le dictó 3 años de pena privativa de la libertad suspendida a Teresa Meléndez Lachos, por el delito de cohecho activo genérico.

Además, ambos sentenciados deberán pagar una reparación civil de 3 mil soles cada uno.

Este hecho materia de investigación ocurrió el año 2015, cuando el policía solicitó el monto de 500 soles a Teresa Meléndez, hija de una mujer que tenía una orden de captura requerida por el juzgado penal de Rioja, para llevar a la detenida de Sullana a la ciudad de Rioja. El sentenciado pidió esta dádiva a pesar que el Poder Judicial otorga un presupuesto a la Policía Judicial para el traslado de los detenidos.