Cinco explicaciones sobre la reducción de 1% al IGV que pagan los peruanos

La reducción del Impuesto General a la Venta sucedería en el 2017. Pero ahora existe la polémica sobre quiénes son los más beneficiados con la medida.

Los economistas indican que la reducción del IGV debe beneficiar al consumidor peruano. Foto: Andina

El próximo año se reducirá de 18% a 17% el Impuesto General a la Venta (IGV). Así lo anunció el presidente Pedro Pablo Kuczynski en su primer mensaje a la nación. Pero qué significa esta medida y cómo beneficiará a los peruanos y a las empresas, aquí te damos algunas explicaciones.

  1. En el 2011 ya se redujo el IGV de 19% a 18%. En un inicio se pensó que la medida no funcionaría, pero se logró incrementar la recaudación fiscal, debido a la buena situación económica que tenía el país.
  2. Reducir el IGV significa que el consumidor peruano pagaría menos impuestos cuando compra un bien. De modo que tiene más disponibilidad de efectivo y se impulsa el consumo. Así se reactiva la economía del país.
  3. La medida beneficia al consumidor siempre y cuando la empresa o comerciante traslade toda la reducción del IGV al precio final del producto que oferta. Si es así, entonces los precios de los productos disminuirán y se promueve más consumo. Pero si el comerciante se queda con ese 1%, entonces la persona pagará igual que antes y no será beneficiado.
  4. El presidente Pedro Pablo Kuczynski anunció que la reducción se aplicará con medidas especiales para las empresa, de modo que se promueva trasladar la reducción del 1% del IGV al precio final del producto.
  5. El objetivo de la iniciativa es incrementar la recaudación fiscal, así el Estado tendría más dinero para invertir en obras públicas.

Entre los economistas del país han surgido opiniones a favor y en contra. Mientras que unos aseguran que sí se podrá aumentar la recaudación fiscal del país y así reactivar la economía. Otros indican que las empresas serían las beneficiadas y no los consumidores finales.

Por otro lado, el gremio que agrupa a las grandes empresas, Confiep, indicó que la medida se debe aplicar con cautela porque el país no puede perder en lo que respecta a la recaudación fiscal.