La Granja Porcón, ubicada en la región Cajamarca, al pie de un proyecto minero, se ha convertido en una de las mejores experiencias de turismo rural y vivencial en el país, y en un modelo de desarrollo económico que da trabajo a 500 pobladores de manera directa e indirecta.

Así lo afirmó a Red de Comunicación Regional (RCR) Alejandro Quispe, Gerente General de la Cooperativa Agraria Atahualpa Jerusalén (Granja Porcón), a cargo de este proyecto.

Comentó que han demostrado, durante los 45 años de creación, que las empresas agrícolas, avícolas de turismo y las dedicadas a la crianza de truchas si pueden convivir con empresas mineras que trabajan respetando el medio ambiente, como es el caso de  Yanacocha, en Cajamarca.

Agregó que la cooperativa trabaja de manera conjunta con Yanacocha, buscando fortalecer el desarrollo sostenible, el turismo, la educación, la adecuada gestión del agua, y el fortalecimiento de las actividades agropecuarias, que son ejes prioritarios de la Granja Porcón.

 “Demostramos con hechos al Perú y al mundo que podemos convivir con una empresa minera con desarrollo a través del diálogo y con alternativas de desarrollo”, sostuvo Alejandro Quispe.

Explicó que una clara muestra de esta  sana convivencia con la minería es que  Cajamarca tiene una importante producción de truchas en toda la zona norte del Perú, y la Granja Porcón es uno de los principales productores, a través de piscigranjas, que reciben parte del agua que utiliza directamente del río Rejo, cuya naciente se encuentra en la cabecera de cuenca donde opera la minera Yanacocha.

Las truchas son animales muy sensibles que requieren de agua de buena calidad para poder vivir, y parte de esa agua en la que viven miles de truchas proviene de la empresa minera, informó RCR.

Desinformación e intereses políticos

Quispe comentó que existen  intereses políticos  y personales de parte de grupos que se oponen a la inversión minera en la región y  exigen que se les de trabajo, y cuando no se les concede, comienzan a organizar protestas y paros

Granja Porcón es la única cooperativa que supo aprovechar los beneficios de la reforma agraria, hoy se ha convertido en uno de los centros turísticos más importantes del país, donde los visitantes plantan pinos, hacen el mantenimiento de los bosques, pastan el ganado, elaboran los panes, y cosechan papas, agregó.

 

Fuente: RCR

Comentarios

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here