Realizarse un alisado permanente requiere de abundantes cuidados antes, durante y después del alisado. El cabello seco y maltratado por distintos factores, no asimila bien un tratamiento químico como lo es el alisado por la cantidad de químicos que necesita este proceso.

Lo ideal para realizarse un alisado permanente es tener un cuidado previo con tu cabello para que al acabarse el tiempo de alisado, no quede destrozado, con puntas abiertas, reseco y con frizz.

Las mascarillas caseras son una buena idea y dan excelentes resultados para hidratar y fortalecer el cabello si las haces con periodicidad y no abusas de ellas.

Una vez que veas tu cabello saludable, debes seguir pensando si vale la pena realizarte el alisado que tanto deseas. En caso lo decidas, te apuntamos unos cuantos consejos para cuidarlo bien:

Primero puedes empezar por ubicar un buen estilista, o un centro estético que cuente con buenas recomendaciones.

El tema de los precios queda a tu elección, debes ser consciente que tu hermosa cabellera estará en manos de químicos por muchos meses y por lo mismo deben ser de la mejor calidad posible.

Cuando vayas a realizarte el alisado, evita colocarte ganchos, tiaras, moños y accesorios porque estos dejarán una marca a modo de curva en tu cabello que difícilmente podrá ser eliminada.

Foto: Megacabello

Además, durante el proceso debes evitar mojar tu cabello y por lo similar: sudar. Sí, algo difícil de entender, pero es lo que las mayorías de estilistas recomiendan para poder tener un cabello liso como el que tanto deseas.

Por demás está recomendarte el uso de productos sin sal y sin detergente (si es posible) para conservar tu alisado y lograr que dure el tiempo por el que has pagado (6 meses, 12 meses).

Una vez que pase el efecto lacio en tu cabellera, debes hacer lo posible por mantenerlo brillante. Lo lograrás enjuagando correctamente tu cabello. Esto es muy importante porque los productos de shampoo o acondicionadores sin sal y sin detergente no suelen hacer espuma, por lo que el cuero cabelludo no queda tan limpio después de cada lavado.

Para evitar la formación de caspa y que tu cabello luzca opaco debes enjuagar bien los productos y procurar usar un sérum o aceite natural que le aporte nutrientes.

Las mascarillas caseras volverán a ser tu salvación. Es recomendable usar productos que vayan contra la resequedad del cabello y brinden grasa natural, por ejemplo la palta, huevo, aceite de oliva, aceite de almendras, aceite de coco, etc.

Foto: Megacabello

Para retomar el uso de productos para el lavado que no sean tan caros, ni tan profesionales debes consultar con tu estilista qué producto te recomienda para que puedas recuperar el buen estado de tu cabello.

Una buena idea es realizarte un botox capilar. El botox capilar es un tratamiento 100% ecológico indicado para la restauración de cabellos dañados.

Finalmente, se recomienda usar un peine de dientes años para poco a poco ir limpiando los residuos que quedaron tu cabello y además activar la circulación en esa zona para regenerar las células.

foto: Vix

Comentarios

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here